Enfermedades que puedes desarrollar por usar audífonos sucios

No puedes vivir sin ellos, los audífonos se han vuelto una extensión de tu cuerpo, por eso, debes mantener sumo cuidado sobre su limpieza por varias razones.

Relacionado: Fasting: la dieta que podría matarte

Los oídos están llenos de cera, células de piel muerta y bacterias, si a eso le sumas que los gérmenes que adquieren por tenerlos en la mochila, cartera, trasporte público y trabajo, puede que tengas un posible foco de infecciones al alcance de tus oídos.

La cera por si sola es bastante inofensiva, es una flora bacteriana que no debe de provocar infecciones, pero, cuando sumas estos gérmenes externos puedes desarrollar una infección.

Si la cera recubre los audífonos o se acumula en ellos, puede actuar como capa que atrapa bacterias e impide que se sequen, y así sobreviven y crecen

Doctora Kelly Reynolds

Profesora de la Universidad de Arizona

Los estudios han revelado que los audífonos multiplican por 11 la cantidad de bacterias de los oídos y sí compartes tus audífonos duplicas la flora microbiana de los oídos.

Los auriculares atrapan el calor y la humedad de los oídos, creando el ambiente ideal para que crezcan estas bacterias que causan infecciones, hongos, granitos o forúnculos en los oídos.

Las infecciones más comunes, son las del oído medio, sobre todo en niños pequeños por e crecimiento bacteriano dentro de los oídos.

Foto: commons.wikimedia.org

También está la otomicosis, el oído de nadador, los ácaros del oído, pústulas y espinillas.

Para evitar estas enfermedades, desinfecta tus audífonos periódicamente, guárdalos en un estuche limpio y no los compartas.