¡Es momento de reclamar tu cama! Trucos sencillos para que tus hijos duerman en su cuarto toda la noche

Foto: babycenter.com

Es algo muy común que entre la edad de 5 a 8 años tus hijos se levanten a mitad de la noche para hacer una visita a tu cama. Esto ha dificultado mucho que los padres puedan tener un tiempo de intimidad, por temor a que de la nada aparezca su pequeño y los atrape en el momento.

Además, el que puedas dormir bien por la noche es un plus para que al día siguiente puedas estar al 100% en tus actividades diarias. Por ello, es muy importante establecer límites con tu hijo para que sepa que debe de permanecer en su propia cama por las noches, el que constantemente esté migrando a tu cama puede ser un patrón difícil de romper.

Por lo tanto, hemos investigado lo que los expertos en psicología infantil estos sencillos trucos para que puedas reclamar tu cama, un espacio solo para adultos.

1. No cedas ni una sola vez

Es difícil para algunos padres decirles “no” a sus hijos, cuando nuestro razonamiento dice que “no tiene nada de malo”. Sin embargo, no es sano que tu hijo duerma con ustedes. Es importante que desde un inicio se establezcan límites, y la cama del matrimonio es uno de ellos.

2. Habla con él, a su nivel, explica lo que está sucediendo

Ok, ya ha pasado y lo han permitido algunas veces. A veces subestimamos a nuestros hijos, pensamos que no nos van a entender, cuando realmente ellos captan cualquier cosa que se les enseña dentro de los primeros 7 años.

Por lo tanto, es importante que explicarle a tu hijo (en un lenguaje apropiado a su edad) que él tiene su propio espacio para dormir.

3. Explícale los beneficios que tendrá

Con esto no me refiero a que lo premies por hacer lo que debe hacer. Sino que debe entender que podrá descansar mejor, tendrá independencia (su propio espacio), esto lo va a convertir en un “niño grande”. Además, debes asegúrate de que lo haya entendido.

4. Cerciórate de que realmente esté cómodo en su cuarto

Así como buscas un buen colchón y una rica almohada, debes revisar que tu hijo esté durmiendo bien en su cuarto. Con esto evitarás que esté visitando tu cama constantemente porque no descansa bien.

5. Leerles un cuento antes de dormir puede ayudar

Sí, también puedes acompañar a tu hijo hasta que se quede dormido en su cuarto. Esto ayudará a que se sientan protegidos y dormirán mejor.

6. Sigue llevándolo de regreso a su cuarto

Hay reglas que no son negociables y esta es una de ellas. Así que si tu hijo constantemente va a tu cuarto a dormir, debes de devolverlo a su propia habitación.

7. ¡Disfruta de tiempo con tu pareja!

Este punto no tiene mucho que ver con tu hijo, pero sí con tu matrimonio. Así que, al momento de que hayas logrado que tu hijo duerma las noches enteras en su cuarto, puedes empezar a disfrutar de la intimidad con tu pareja y reavivar la relación entre ustedes.

Te puede interesar: 5 famosos que son padres ¡y también madres!